El Aprendizaje Servicio es una propuesta educativa que combina procesos de aprendizaje y de servicio a la comunidad en un solo proyecto.
Me parece fantástico aprender aportando valor a la sociedad, ya que nuestros alumnos no son los ciudadanos del mañana, sino los del presente. Y con estos proyectos les aportamos la vivencia y el descubrimiento de que pueden ser agentes de cambio y de mejora de su comunidad y de su entorno más próximo.

Para mí no hay curso sin un APS (Aprendizaje Servicio), ya que da sentido y coherencia al currículo y permite abrir las puertas del aula para hacer útiles los aprendizajes.
Creo que nuestros alumnos nos están pidiendo cada vez más una Educación REAL; es decir, vinculada con la vida y alejada de lo académico, que tenga un sentido práctico, que les aporte madurez real y herramientas para comprender mejor el mundo y siendo agentes activos de él.

Si además nuestro APS conecta con sus inquietudes e intereses estaremos brindando a nuestros alumnos una experiencia de aprendizaje vivencial y significativa, de esas que calan hondo y que recuerdan para siempre.

En la fase de reflexión y cierre es fundamental evaluar la experiencia de manera abierta y humana, dando palabra a todos los participantes. Es aquí donde se puede conectar la experiencia local con lo global, extrapolando descubrimientos y generando un sentido más universal de la experiencia.

Enlaces a dos referencias propias sobre ABP en las que cuento un par de proyectos de Aula:

https://unaeducacionparaser.blogspot.com/2016/01/aprendizaje-servicio-por-que-para-que.html
https://unaeducacionparaser.blogspot.com/2015/08/habitando-el-mismo-mundo-proyecto.html

Fases para desarrollar un buen Proyecto de Aprendizaje Servicio: